Nikzon es un producto que inicialmente se anunciaba como el único tratamiento para la enfermedad hemorroidal, sin embargo ya han existido otro tipo de productos como por ejemplo: Daflon, Fabroven, Sies, etc.) dirigidos para el tratamiento de las hemorroides.

Mucha gente ha usado el Nikzon sin un diagnóstico previo y sin siquiera saber que es lo que contiene o para que sirve.

Para quienes no lo sepan, este producto  contiene “LACTOBACTERIAS, RUSCUS ACULEATU Y VITAMINA C,  y en sus indicaciones dice: Efecto fleboconstrictor y antiinflamatorio que alivia las hemorroides y previene la reincidencia de hemorroides”.

Es decir,  que su trabajo es disminuir la inflamación y causar la disminución del diámetro del vaso sanguíneo (en otras palabras, hacer chiquito el vaso sanguíneo). ¡Claro! esto mientras estés tomando el medicamento,  pero ¿qué va pasar cuando lo dejes de usar? Pues dejará de funcionar, por eso como en la indicación lo explica es “Preventivo”, o sea que deberás tomarlo siempre  ¿Y qué va pasar con el tiempo?, ¿seguirá trabajando?

¿No sería más fácil acudir con un especialista? Para que re diagnostique y te dé el tratamiento que necesites a estar tomando toda la vida un producto que no te va a curar.

Hay pacientes que dicen que  a sus conocidos si les funcionó Nikzon,  pero, como pudo haberles funcionado si en primer lugar,  no acudieron  con un médico que los diagnosticara de hemorroides.

Recuerden que el producto es  “anti inflamatorio” y si hay un problema de inflamación o irritación pues si va a mejorar,  pero esto no quiere decir que haya curado las hemorroides.

Vamos a poner el siguiente ejemplo: las hemorroides se caracterizan por crecimiento de los paquetes hemorroidales.

Si lo comparamos con la panza, cuando a una persona le crece no existe un medicamente para  regresar o a meter la panza en su lugar.

Si la región anal está irritada,  inflamada o rozada, si existe medicamento para curar esa rozadura, o esa inflamación.

 

Ahora si comparamos de nuevo con la panza: si te caes de panza y se te lastima, si existe cura para desinflamar y quitar el dolor. Pero la panza sigue  igual.

CONSEJOS:

1.- Los pacientes que tienen almorranas gastan más dinero, por no acudir a tiempo con el médico especialista.

2.- No tengas miedo, sólo un 10% de los pacientes es candidato a cirugía.

3.- Mucha gente a su alrededor tiene este problema y no lo menciona,  sin embargo más valen 5 minutos de pena a tener años de problemas.

4.- El Dr. Google te orienta, más no te da tu diagnóstico, recuerda hay enfermos no enfermedades.

5.- Nikzon mejora pero NO cura la enfermedad hemorroidaria.